FANDOM


La leyenda del Gorropardo surge tras pasar Jamie Fraser siete años escondido en una cueva cercana a Lallybroch.

The Dunbonnet

Ilustración creada por la artista Geno Acedo.

En la saga...

En 1968, mientras Roger continúa su investigación sobre el paradero de Jamie Fraser tras Culloden, Claire está leyendo el diario de Lord Melton y Brianna concluye que Jamie fue el Gorropardo, ya que podía haber utilizado un gorro para ocultar su cabello rojo. Fiona se encuentra en esos momentos sirviendo el té y recuerda que esa leyenda se la contaba su abuela y se la narra a Roger, Brianna y Claire.

La leyenda según Diana Gabaldon

Cuenta la leyenda que cerca de la formación rocosa del Salto del Tonel había una cueva en la que estuvo oculto durante siete años un fugitivo jacobita, pues durante ese tiempo los ingleses recorrían las Highlands buscando partidarios de Carlos Estuardo. La cueva se encontraba ubicada en las tierras de este señor jacobita.

Cueva del Gorropardo

Los arrendatarios de este fugitivo, al que llevaban provisiones a la cueva, se referían a él como el "Gorropardo" para no desvelar su identidad.[1]

Historia

La historia real es muy parecida a la que describe Gabaldon y en ella se narra lo que le sucedió a un escocés llamado James Fraser, el noveno de Foyers, que se unió a Simon, Lord Lovat, en el campo de batalla de Culloden en apoyo de Bonnie Prince Charles.

Tras Culloden, todos los que lucharon por Carlos fueron perseguidos; unos fueron asesinados, otros encarcelados o enviados a las colonias y la mayoría perdieron sus tierras. James Fraser sobrevivió a todo esto y se mantuvo oculto en una cueva, conocida como "Cave of de Dun Bonnet of Foyers" o la Cueva del Gorropardo de Foyers[2], cerca de la cascada de Foyers, donde se escondió durante siete años.

En la serie de TV Outlander...

En la Tercera temporada de Outlander han pasado 6 años desde el desastre de Culloden y Jamie lleva todo este tiempo oculto en una cueva cerca de Lallybroch. Los soldados ingleses acuden una y otra vez a la propiedad de los Fraser para interrogar a Jenny e Ian, pues creen que el traidor jacobita Jamie el Rojo es el Gorropardo, fugitivo que se oculta por los alrededores al que los lugareños han puesto ese apodo por ir siempre con una gorra de color pardo para ocultar su cabello pelirrojo aunque, debido a su larga melena, no puede taparlo todo.

T03E02 El Gorropardo

El día que nace el pequeño Ian, Jamie baja a Lallybroch. Mientras sostiene a su nuevo sobrino en brazos, aparece una pareja de casacas rojas alertados por el ruido de un disparo; Fergus ha disparado a un cuervo para alejar los malos augurios. Jamie se esconde con el bebé mientras los soldados interrogan a Jenny sobre el paradero de la pistola. Mary MacNab se atribuye la propiedad del arma y también la autoría del disparo. Tras esto, los soldados se marchan.

Llegados a este punto, Jamie decide orquestar un plan para que los ingleses dejen de asediar a su familia. Pesa sobre él una recompensa para quién lo delate así que obliga a Jenny a que sea ella quién lo haga. Ambos hermanos convienen un día para que Jamie baje a Lallybroch, donde los casacas rojas, previo aviso de Jenny, estarán esperándolo para arrestarlo.

Curiosidades

Cabe señalar que el señor jacobita que estuvo escondido en la cueva cerca del Salto del Tonel se llamaba James Fraser y, según cuenta Gabaldon en algunas entrevistas, ella creó el personaje de Jamie Fraser sin saber si quiera de la existencia de este verdadero Fraser que se mantuvo siete años oculto.[3]

Referencias

  1. La leyenda del Gorropardo narrada en el libro “The symbolism and sources of Outlander: The Scottish Fairies, Folklore, Ballads, Magic and Meanings That Inspired the Series”
  2. La cueva del Gorropardo de Foyers
  3. Diana Gabaldon habla de la leyenda del Gorropardo

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.